Introduccion

...este blog...¡se me ha ido de las manos!!! jajajaja.
Lo que empezó siendo un lugar donde recopilar mis manualidades y mis dibujitos, al final se está convirtiendo en un "cajón-desastre" aún mayor, y donde tiene cabida TODO LO QUE PASA POR MI IMAGINACIÓN. Ya sean mis dibujitos (narigudos), mis manualidades, mis historias escritas, mis gif animados, mis tartas, mis videos, mis tutoriales "informáticos"...¡T-O-D-O!.
(No se si tiene algún sentido, pero para eso están los Blogs. Cada uno los enfoca para lo que quiere. En este caso "desenfoca" ;-) )

27 may. 2014

TARTA DE PIRATAS

Aquí va un "pobre tuneo" de las socorridas tartas Selva Negra del Mercadona.

El viernes por la tarde teniamos celebracion conjunta de cumpleaños (el tema  "invitaciones" lo cuento en otro rato). De comprar la tarta se iba a encargar otra mamá (gracias Eva), pero yo era consciente de que para ella iba a resultar más engorroso. Además, yo los viernes salgo antes algunas veces, y así podria comprar la tarta ese mismo día.

Pero en el atasquillo de las 2....¡ay, dichosos atascos, el tiempo que dan para pensar!!! jajajaja.
Pues eso, ahí empecé a pensar que igual podía hacer algún adornito para la tarta. Pensé en hacer unos mini-bustos de cada niño, pero para ello hay que sujetarlos con palillos (la nariz a la cara, y la cara al busto y a la tarta) y pensé "quita, quita, a ver si con el jaleo alguno se lo lleva a la boca entero y se clava los palillos...". Mejor algo plano: Las caritas cada una con el pelo de su color, y ya. Un poco soso, ¿no?. ¿Por qué no ponerle un pañuelo-pirata?. ¿Y pintarles el parche?. ¿Y que tal un cartelito con su nombre?.

Pues rezando para tener fondant en casa suficiente y que estuviera en condiciones (se llega a poner inservible), zumbando compré la tarta, me comí un sandwitch rapidito y me puse manos a la obra.

Por intentar aprovechar el fondant blanco se me colaron algunos grumitos que ya eran inamasables (duros como piedrecitas). En lugar de mezclar con tinte comestible (amarillo y rojo), para tener más cantidad de masa, mezclé con fondant amarillo y fondant rojo... ¡casi me salen las caras de los niños de un color "aleman-que-lleva-dos-dias-al-sol"!!.

Coloqué los pelos, el pañuelo rojo, pinté las caras, el parche, los lunares, los nombres (en carteles amarillos, el fondant blanco no dio para más) y crucé los dedos para que llegara a su destino en un razonable estado (con la pintura tan, tan reciente, no las tenía todas conmigo...)

El resultado fue que niños y padres se zamparon la tarta (de verdad que estas del mercadona son éxito seguro), las caritas fondant y casi hasta la vela!!! jajajaj




No hay comentarios:

Publicar un comentario